Escrito por Tendenzias

Holiday Inn, un musical para vacacionar

A parte de ser una de las películas más entretenidas de los primeros años 40 (exáctamente del año 1942), Holiday Inn es con toda probabilidad el musical más perfecto de cuantos ha interpretado Bing Crosby.

Entre otras razones porque con él participaron en su elaboración hombres de la talla de Fred Astaire, de quien ya hemos hablado en varias oportunidades, Irving Berlin eximio compositor y Mark Sandrich quien fue el director de este musical.

dfhmhmn.jpg

A partir de la historia de un cantante que decide abrir un Night Club en Connecticut, con la particularidad de que solo estará abierto al público en días festivos (de ahí lo de el “Albergue de Vacaciones” del título). Mark Sandrich propone un verdadero festín para los ojos y los sonidos, en el que uno no sabe qué admirar más: la habilidad de Sandrich en la conducción del relato, la música entrañable de Berlin o la presencia de esos dos gigantes del espectáculo que son Bing Crosby y Fred Astaire. Esta fue la primera vez que estuvieron juntos en una película.

Otra de las excelentes intérpretes del género con la que cuenta este film es Marjorie Reynolds. Algunos de los extraordinarios momentos musicales que brinda el film son “White Christmas”, tema que Crosby desarrolla con suma complacencia; “Be carreful, it´s my heart”, con Crosby, Astaire y Majorie Reynolds en la que Crosby y Reynolds, ambos con el rostro pintado de negro, cantan “Abraham, Abraham”; “Easter Parade” es otra de las piezas ilustres de Berlin junto con “I´can´t tell a lie” nuevamente con Astaire y acompañado por Marjorie Reynolds y Bob Kate.

Tal vez solo los amantes de este género han rastreado estas antiguedades donde de una manera inocente y talentosa se recurría al entretenimiento. Pero es importante saber que hubo grandes talentos que sin tantos efectos especiales pudieron captar la atención de un sin número de espectadores y arrebatarles de sus caras la emoción y más que una sonrisa… si mal no recuerdo es el objetivo que debe perseguir cualquier entretenimiento, siendo igual para el arte del cine.

Imagen: soundtrackcollector

¿Qué es lo que piensas?